jueves, 12 de febrero de 2009

¡Mi placita... snif... snif!

¿Qué pecado han cometido las plazas de Buenos Aires, Mauricito Culturicida? ¿Eh? ¿Por qué las pusiste a todas en cana? ¡Y a algunas las fusilaste, las bombardeaste!
(Las hiciste mierda, bah.)
La "mía", por ejemplo, la "24 de setiembre", que está entre Rojas, Avda. San Martín y Apolinario Figueroa, la hiciste pulverizar. ¿Y para qué? Para volver a hacer lo mismo. Me explico: había allí una absurda canchita asfaltada. La picaron toda. Y ahora, ¡adivinen!: ¡la rehacen con cemento, hormigón o qué sé yo!
Quién será el Master en Ecología que lo asesora, ¿eh? Porque en lugar de dejar más tierra libre y más plantas para que respiremos mejor, el tipo tapa... valga la aliteración.

¿Por qué no se ocupará de los semáforos que no funcionan? Por ejemplo:
  • Avda. Honorio Pueyrredón y Dr. L. Belaustegui
  • Avda. San Martín y Luis Viale
Porque sólo hace falta que funcionen bien los semáforos para que podamos circular tranquilos, ¿no, ases del volante?

Cuánto amo a mis conciudadanos porteños
A.S.M.


2 comentarios:

josé dijo...

Las cosas de que adolecen nuestros políticos, siempre consustanciados en sus campañas eleccionarias venideras, al menos en mi pueblo se cuidan bien de no meterse con los afectos más caros de la comunidad, si vale esta palabra en alguna parte. Sdos.

Mariel dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.